lunes, 25 de febrero de 2013

Recuerdos de un soldado..Heinz Guderian

Heinz Guderian
Heinz Guderian nació en Kulm, Prusia Occidental, el 17 de junio de 1888 y murió en Schwangau (Baviera), el 14 de mayo de 1954. Fue un notable militar alemán, considerado uno de los fundadores del concepto de Blitzkrieg.

Su trabajo fue fundamental en el desarrollo de los carros blindados entre las dos guerras mundiales. Sus ideas estaban muy influenciadas por los teóricos John Fuller y Liddell Hart y por el militar soviético Mariscal Mijaíl Tujachevsky.
Durante la Operación Barbarroja fue conocido como uno de los generales más proactivos del frente del Este y era apodado como el "Rápido Heinz".


Biografía Heinz Guderian
Guderian nació en Kulm (actual Chełmno, Polonia), Prusia Occidental, en el seno de una familia de militares prusianos; su padre fue General. Entre 1901 y 1907 estudió en varias escuelas militares antes de formar parte del batallón aeronaval de su padre. Contrajo matrimonio en 1913 y tiene dos hijos.

En la Primera Guerra Mundial sirvió como oficial en la retaguardia. De carácter más bien introvertido frente a sus pares, de genio iracundo cuando creía tener la razón si se le contrariaba, era muy afectuoso con sus subordinados, lo que le valió el respeto de quienes le rodeaban.

Durante la Segunda Guerra Mundial fue comandante del Cuerpo de Ejército XIX en Polonia y Francia. Dirigió el 2º Grupo Panzer en la Operación Barbarroja y desde el 5 de octubre de 1941 el 2º Ejército Panzer. Fue uno de los generales alemanes más capaces y proactivos de Hitler, realizando profundos avances de tanques en el territorio enemigo en dirección a Viasma–Kiev–Moscú, lo que permitió obtener aplastantes victorias sobre los rusos (Batalla de Kiev) en la fase inicial de la campaña.
Bajo las órdenes del General Hermann Hoth se le ordena tomar la dirección de Leningrado, lo que fue un grave error estratégico a la larga. Estando ya en las cercanías de Leningrado, se le devuelve hacia su objetivo inicial, la ruta Smolensk–Moscú y de ahí toma el flanco sur hacia el río Oka rebasando la capital soviética. Sin embargo, su posición es extremadamente peligrosa por carecer de apoyo de infantería.

Pero el invierno ya estaba avanzando, mientras las tropas mecanizadas del 4º GP Panzer de Hoeppner logran llegar a 42 kilómetros de la capital y pueden divisar la capital en la zona de Nara-Formisck, pero quedan detenidos por una enconada resistencia rusa. Además la nieve y el frío extremo (de -20 a -33°C) que inflinge sufrimientos extremos a los soldados alemanes a campo raso, sumado a una violenta y desesperada contraofensiva rusa, en la cual Stalin usó a tropas siberianas, mejor adaptadas al combate en condiciones extremas. 
Hoeppner ordena el retroceso contrariando las órdenes de Hitler. Algunas unidades de infantería alemana del 28º regimiento SS logran alcanzar los arrabales de Moscú y se enfrentan con un batallón de obreros. Kluge ordena a Guderian reforzar estas unidades, pero, ante el inminente envolvimiento de las fuerzas rusas, Guderian desobedece y retrocede, los alemanes son rechazados y fracasa en la toma de Moscú. Esto sucede el 5 de diciembre de 1941.

Se le destituyó a petición de Günther von Kluge y se le trasladó a la reserva. Desde el 1 de marzo de 1943 fue Inspector-General de las tropas acorazadas. Después del atentado de julio de 1944 en contra de Hitler, se le vuelve a llamar al servicio activo para el frente oriental como Jefe del Estado Mayor. En marzo de 1945 es nuevamente destituido. No obstante, se le llama de nuevo para organizar la Defensa de la Prusia Oriental y de Berlín, donde —tras una heroica defensa- no se logra evitar al avance ruso.
En los Juicios de Núremberg fue declarado inocente al considerarse que su comportamiento fue estrictamente el de un soldado profesional, muy a pesar de los reclamos de los comunistas rusos. Finalmente fue liberado en 1948.
Guderian murió en Schwangau, cerca de Füssen, en Algovia (Baviera meridional), el 14 de mayo de 1954.
Obra Heinz Guderian
Guderian escribió varios libros, entre ellos Achtung Panzer!, sobre la guerra con tanques, en 1937. En este libro, Guderian hace una profética afirmación: "Rusia posee el ejército más fuerte del mundo, tanto en términos numéricos como en lo avanzado de sus armas y equipo. Rusia además posee la fuerza aérea más grande...

Rusia posee una gran cantidad de material básico y una gran industria de armamentos, la cual puede ser ubicada en las vastas profundidades de su imperio. Ya pasaron los tiempos en los que Rusia no quería saber nada de tecnología, nosotros debemos reconocer que los rusos pueden desarrollar y construir sus propias máquinas, con la consecuencia de una transformación en la mentalidad rusa respecto a la cuestión del Este, de una manera más seria que en cualquier periodo anterior de la historia".

También tradujo antes de la guerra libros de J.F.C. Fuller y de B.H. Liddell Hart, unos eminentes teóricos de la guerra moderna, y hasta tradujo al alemán El ejército del futuro, del entonces ignorado Charles de Gaulle (este libro fue rechazado por el alto mando francés, que consideraba la Línea Maginot como la mejor defensa).
Después de la guerra escribió Recuerdos de un soldado, en las que relata sus operaciones en Rusia.

No hay comentarios:

Publicar un comentario